TOROS DEL CONDADO S.L

TOROS DEL CONDADO S.L

martes, 15 de noviembre de 2011

LA NIÑA QUE NOS HIZO EMOCIONAR….

Sí, en el toreo está presente la muerte, pero como aliada, como cómplice de la vida: la muerte hace de comparsa para que la vida se afirme.

Este es un motivo como otros muchos, para entender la fiesta nacional, nuestra fiesta taurina. Por eso, muchas personas de las que no estuvieron la noche del 11 de Noviembre en el coloquio taurino de Castellar (Jaén), no se explican y se preguntan, el porqué se lloro esta noche en el centro socio cultural. ¡Sí!, se lloro, porque una niña con tan solo 13 años nos hizo despertar nuestros sentimientos taurinos de cada unos de los que allí estábamos presentes. Pero, la humildad, la inocencia de una niña y con tanta afición por la fiesta taurina, diciendo esas palabras que quizás los mayores no seriamos capaz de decir, por eso, porque nos pueden hacer despertar los sentimientos taurinos que nos arraigan dentro de nosotros, ¡y claro!, que vergüenza llorar y mas delante de nadie. Pues esta niña eso es lo que dio lugar, que absolutamente nadie de los que apoyábamos y acompañábamos a toda una afición taurina en Castellar en esta noche, nos sintiéramos acomplejados y aun menos avergonzados para poder demostrar a flor de piel y con el llanto en nuestros ojos, un sentimiento que nos pertenece a los taurinos por derecho propio. ¡¡¡Muchas gracias Sara!!! Conseguiste algo inalcanzable de lograr por muchas personas maduras.

Aquí os dejo con las palabras que dijo Sara Clavijo Macías en esta noche coloquial. Pero aunque nunca podremos compararlas con el desparpajo, emoción y la pura vivencia del momento de esta niña de cómo lo interpreto y lo dijo. Al menos imagínenselo, y más si piensan que sin apenas haber acabado de decir estas palabras, ya nos tenía a todos acogidos a una misma dirección y a un mismo sentimiento……….”El de la Fiesta Nacional Taurina”….


Con esta canción de fondo de Paco Cepero, Sara nos deleito sus palabras, lo que significa la fiesta para ella.

Sara Clavijo Macías Dijo:

Buenas noches aficionados y aficionadas….

En primer lugar, permitidme que me presente. Mi nombre es Sara y tengo 13 años… Y sí, soy aficionada…… Joven, inexperta, con un largo camino que recorrer, con varios mazos esperándome…… Pero lo soy.

Recuerdo perfectamente, casi como si fuera ayer, aquellas tardes de Agosto en plenas fiestas, con apenas 5 años, mi padre me llevaba a la plaza de Castellar. ¿Aún no entiendo por qué siempre al Sol?. Ante mis preguntas siempre se me decía lo mismo.. “en los toros sol y moscas”.

Veía a Pepin Líria, El Capea, Dávila Miura, Víctor Puerto, Carnicerito… Toreros que yo veía como unos superhéroes de cuento… Sinceramente, no sabia ni a donde iba, ni a lo que iba a ver…… Y así ha sido año tras año, temporada tras temporada…… Crecí entre una gran afición paterna y una gran admiración y curiosidad por la Fiesta.

Pero hace cerca de 4 años empecé a interesarme un poco más y mi padre decidió que ese era el momento perfecto para que me adentrara en ella….

Y así fue, ese mismo año conocí La Maestranza por primera vez. Tanto me cautivo este mundo que ya no puedo salir de él.

¡Qué bonita es la afición!

La coges todos los años en Olivenza y la sueltas en Jaén por San Lucas. La sigues allá donde vaya…… Y la hechas en falta cuando no está…

Sinceramente, a día de hoy, sigo sin saber el porque de esta afición tan grande……

Esa ilusión y sufrimiento de los que empiezan, el sabor del triunfo de los que están en lo más alto, el amargor y la crueldad de las cogidas o la costosa retirada… ¿Por qué costará tanto esa retirada?

Afición me imagino que es ….

La mariposa que siento en el estomago cada tarde de toros, por ese cambio de mano, por ese natural, por esa media, por esa trincherilla, por ese valor, por ese silencio expectante de La Maestranza, por ese ¡¡olé!! que pone el vello de punta, por ese toro que transmite, por no darle importancia a los kilómetros e ir a cualquier sitio donde haya una corrida sin importarte quien se anuncie, por salir toreando de la plaza, por creer que has visto en una tarde el mayor espectáculo de tu vida, por los llantos del fracaso, por la alegría del triunfo, por la indignación, por la frustración, por los que nos gusta tirarnos las horas muertas hablando de lo mismo sin cansarnos, por la unión que hace o simplemente por ver esa comunión en el albero entre toro y torero.

Aficionados. Yo, perfectamente, esto mismo se lo podría decir a los ANTI-TAURINOS, a los que no entienden este sentimiento o hasta a algunos políticos de nuestro país… Pero les prometo que estas palabras no removerían nada en ellos y menos si les digo como me decía mi padre……… “en los toros sol y moscas”.

Para vivir esto hay que nacer con ello, soñar con ello, disfrutar con ello, sentir con ello… Seguramente esta noche, a cada uno de vosotros, estas palabras le han hecho trasladarse a algún momento o a alguna imagen imborrable dentro de una plaza.

Porque cada temporada siempre habrá un pase que nos apasione, un toro que nos emocione, una tarde apoteósica, un heroico torero, algo nuevo que vivir o una historia que contar……

Esta noche estamos todos aquí por el mismo motivo, por nuestro amor a la Fiesta. Yo les dejo y les ruego que sigan meditando el por qué de su afición, les aseguro que no pararán de encontrar un sinfín de argumentos. Si no los encuentran, ya saben, recurran a lo de …. “SOL Y MOSCAS”

Gracias Papá, gracias Antonio y muchas gracias a todos por permitirme expresaros MI AFICIÓN.

¡¡VIVA LA FIESTA NACIONAL!!


3 comentarios:

Juanito dijo...

Que hermoso gesto, que poesía que sentimiento el de esta niña, que siempre permanezca en ella esta afición esa sensibilidad y esos sentimientos por NUESTRA FIESTA.

lesaqueño dijo...

precioso. no tengo palabras. y encima aliñado con la guitarra del maestro cepero, con una pieza preciosa.
sois de una tierra excelente, de toros, aceite y del paraiso terrenal: andujar; la caza, las monterias y la virgen de la cabeza.

cuidaros. saludos del saltillo pequeño

MARIA ESTHER BABIANO ASENSIO dijo...

Viva la madre que te parió, Sara!!! Me has puesto los pelos de punta. Que, con tan sólo 13 años, desprendieras esos sentimientos... Gracias, gracias y mil gracias. Me siento afortunada de haberte conocido y poder compartir momentos contigo, tanto en el twittendido, como en la plaza.